Domestic and general, el infierno

No soy partidaria de sacar trapos sucios en las redes sociales o empresas salvo que ya no tengas recursos a los que agarrarte, ya que en el fondo el que paga es el community manager. De hecho esto no es una red social. Es mi página personal pero es la única herramienta que tengo. Si has llegado aquí será principalmente porque has buscado Domestic and general en google o D&G y seguro que es porque tienes un problema con estos seguros. Os cuento mi caso.

El 15 de diciembre de 2016 (ojo, escribo esto el 7 de febrero de 2017) mi lavadora empezó a causar cortos. El 18 (creo) vino un técnico de Bosch y pasó un parte al seguro el día 19. Me llaman pasada una semana y me dicen que me van a dar una lavadora nueva ya que la mía no tiene reparación pero que debo abonar las cuotas pendientes del año completo (71€ de mi segundo año de pago del seguro). Me ofrecen un modelo similar pero más moderno. Chachi. Bien, estamos a 7 de febrero, insisto.

Comienza el suplicio:

Mientras espero mi nueva y necesaria lavadora decido hacer la colada en una lavandería cercana. Unos 12€ entre lavar y secar. Ok,  no hay problema. En breve tendré lavadora nueva. Pasan los días, 10 en concreto y no sé nada de mi nueva lavadora. Así que llamo al seguro (un 902 con  una larga locución con la ley de protección de datos) y me ¡ponen en espera! ¿En espera un 902? lo que me faltaba. Ok, espero y por fin me atiende alguien que asegura no saber de qué demonios le estoy hablando. Finalmente cuelgo y vuelvo a llamar (otra vez  la locución y la larga espera) y me dicen que debo llamar a Bosch que ellos ya me enviaron el sí quiero de mi lavadora. Llamo a bosch y me dicen que en breve me mandan la lavadora. 15 días sin lavadora. Colada en la lavandería (12€). A la mañana siguiente, a eso de las 8 AM recibo una llamada de un amable repartidor que dice que me trae un frigorífico pero que no encuentra la calle. Le explico que no necesito un frigorífico y que estoy en Gijón y me espeta: “pues a ver qué hacemos porque yo estoy en Albacete”. Preocupada, llamo de nuevo al seguro (de nuevo el 902 con su locución y su Michael Jackson) y me dicen que se trata de un error del transportista, que no me preocup. 18 días sin lavadora. Voy a hacer otra colada a la lavandería pero esta vez sin suavizante (11€). Finalmente en enero me traen mi lavadora. Llegan dos señores a traerla y a pesar de haber tenido técnico en casa, me dicen que no entra la lavadora y que hay que quitarle la tapa. Pero que si le quito la tapa pierdo la garantía. Me dicen que hay que pedir una tapa especial, placa metálica de algunos milímetros. Les digo que de acuerdo. Ellos indican que tienen que llevarse de nuevo la lavadora y me piden que ¡atención! firme el albarán de entrega. Me niego en rotundo y llaman a central. En central les dicen que obviamente no voy a firmar un documento de entrega de una lavadora que no se me va a entregar.

En fin, cojo mis bártulos y me voy de nuevo a la lavandería con cara de circunstancia y me quedo a la espera. Pasados los días decido llamar a Domestic & General de nuevo y me indican que ellos no pueden hacerse cargo de la placa y que la debo pagar yo. Les digo que perfecto, que encantada pero que me traigan la lavadora. Así queda la cosa.

Pasan 10 días más y decido llamar. Me dicen que no me van a dar ninguna lavadora y que a cambio me indemnizan. Me quedo con cara de plátano. Reclamo lavadora y me niego a la indemnización.

Pasan 10 días más y finalmente acceden a mandarme la lavadora pero con la tapa a mi cargo.

7 de febrero (os recuerdo que la lavadora se estropeó el 15 de diciembre). Llegan dos técnicos a casa (yo no estoy, les atiende mi marido) y dicen que no traen ninguna tapa. Me vuelven a traer la lavadora como al principio. Finalmente les digo que dejen la lavadora en casa. Se van sin instalarla y ahí se queda la lavadora en mitad de mi salón. La instala mi marido y al fin pongo la lavadora. Hoy 13 de febrero viene un técnico de la casa oficial de Bosch a ponerme la tapa metálica. Me indica que no tengo pérdida de garantía y que quitar la tapa de una lavadora o lavavajillas es algo de lo más habitual en casas con cierto tiempo.

He mandado correo a Domestic & General indicándoles que ha sido un verdadero desastre y varios días después me responden que lamentan las molestias y que proceden a llamar a Bosch para que me ponga una tapa a mi cargo. Les digo que ya está todo hecho.

Un verdadero sindios, caos y falta de profesionalidad. Me he sentido desatendida, engañada y sobre todo enfadada.

La nueva lavadora va bastante bien pero tengo una cosa clara: al diablo pongo por testigo que jamás, jamás, jamás volveré a contratar algo con Domestic and General.

Si tú has tenido suerte: eres una persona muy afortunada, enhorabuena, porque no le deseo este coñazo a nadie. Me he gastado bastante más en el pago de cuotas, llamadas al 902 y lavandería que en una lavadora nueva.

 

2017-02-13T17:06:04+00:00

Deje su comentario

5 + quince =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.